Comprar un Coche Seminuevo: Que debes acordarte de revisar

Comprar un coche usado puede ahorrarte mucho dinero en comparación con uno nuevo. Tanto si lo que buscas es una máquina barata como una máquina de ensueño, tienes muchas opciones en el mercado de segunda mano.

Pero con historias turbias y vendedores duros, puede ser un campo minado. Esta guía está llena de consejos para minimizar la posibilidad de sorpresas desagradables.

El precio de un coche Seminuevo

Cuánto te costará un coche usado dependerá en última instancia de qué coche tengas. Sin embargo, hay muchas maneras de reducir la factura final. Si quieres conocer algunos sitios donde ver referencias de los precios de coches seminuevos online te recomiendo que veas Solo Autos. Tienen una gran cantidad de coches en venta que te  permitirán ver el precio de mercado de los coches, así como seguramente encontrar el modelo que te interesa.

Los coches de un año de antigüedad son MUCHO más baratos que los nuevos. Por eso compensa mucho más aprovechar alguna de las oportunidades que veas online.

Precio medio de los coches Seminuevos

El precio medio de un coche nuevo es de alrededor de 28.500 €. Pero cuando tiene un año de edad, con 10.000 kilómetros, cuesta sólo 21.000 euros, lo que supone una reducción de más del 27% en los primeros 12 meses. En el segundo año, es probable que la tasa de depreciación se reduzca aproximadamente a la mitad (por lo que el segundo año, este coche medio perdería alrededor de 3.750 euros).

Diferencias entre coches seminuevos según el motor

Los motores más pequeños pueden ser más baratos. La elección de un motor de 1.0 litros o de 2.0 litros no se limita a los caballos de fuerza. Un motor grande normalmente quema más combustible que uno más pequeño. Por lo tanto, el tamaño del motor es una consideración vital si la economía de combustible es un factor importante en su decisión.

Por supuesto, esto depende de cómo utilice el coche. Un motor pequeño es más eficiente cuando se usa según lo previsto, como para hacer popó en la ciudad. Si un motor pequeño se utiliza a alta velocidad, tendrá que trabajar mucho más duro para mantener el coche en movimiento – quemando más combustible.

Diferencias entre modelos de coches seminuevos

Esta es una pregunta que mucha gente se hace cuando quieren comprar un coche seminuevo. Para acertar con la respuesta, debes reflexionar bien acerca del uso que le vas a dar al vehículo.

También es importante conocer algo de mecánica y comprender cuáles son las diferencias entre los tipos de motor y que nos ofrece cada tipo de combustible. Por eso a continuación tienes los puntos que me parecen más importantes de destacar para elegir tu coche seminuevo a la perfección.

Seminuevo de Gasolina vs Seminuevo de Diésel

Los coches de gasolina tienden a ser más baratos que el diesel. Los motores diesel son a menudo más económicos que los de gasolina. Pero no se deje engañar pensando que esto definitivamente hace del diesel una mejor opción. Estos coches son más caros, y normalmente acaban teniendo más fallos mecánicos que aquellos de gasolina.

Coche Seminuevo Manual vs Coche Seminuevo Automático

Los coches manuales son más baratos que los automáticos. Cambiar de marcha es un trabajo extra, especialmente para aquellos de nosotros que somos propensos a detenernos en los semáforos. Sin embargo, mientras que los automáticos eliminan parte de las molestias de la conducción, vienen con un precio más alto.

Qué pasa con los coches híbridos

Los autos híbridos son baratos de manejar, pero cuestan más comprarlos. La tecnología está mejorando día a día con híbridos modernos que vienen en todas las formas y tamaños, desde superminis hasta SUVs de lujo. La economía del combustible y los tipos impositivos bajos o incluso nulos hacen que los modelos parcialmente eléctricos sean atractivos, como el Toyota Prius. También tienden a mantener su valor para la reventa.

Pero por lo general cuestan más para comprar – así que sopesa la inversión que quieres hacer.

Revisa los índices de contaminación del modelo de coche

Compruebe las emisiones de CO2, ya que afectan a la obligación que usted paga. Los compradores de los coches más contaminantes pagan la mayor parte del impuesto de circulación. Pero elige un coche (como el Toyota Prius híbrido sin emisiones) que produzca menos de 100 g de CO2/km y no pagarás nada en absoluto.

Los coches más pequeños son más baratos de asegurar. Si está buscando ahorrar dinero, querrá un automóvil que sea barato de cubrir. Los más baratos de asegurar tienden a tener mucho en común, incluyendo el tamaño. En pocas palabras, le costará más asegurar un 4×4 que una pequeña ciudad.

En que hay que fijarse al comprar un coche usado

No se trata sólo de balancearse y de que le guste el aspecto del coche, sino que hay que tener en cuenta todo, desde la pintura hasta los neumáticos, los cinturones de seguridad y los faros. Asegúrate de seguir nuestras nueve cosas para comprobarlo:

Comprueba el kilometraje del coche. El promedio cubierto es de alrededor de 10,000 millas al año, así que si la cifra del odómetro parece ser demasiado alta para su edad, pregunte por qué. Si la respuesta no se repite, sospeche. Los ladrones pueden haber » marcado » el cuentakilómetros. También puede comprobar el último servicio para el kilometraje para ver si está en línea con la cifra.

Checklist para comprar un coche seminuevo

  1. Condición general. Eche un vistazo a la condición del auto, agachándose para ver si hay rasguños y abolladuras.
  2. Compruebe las reparaciones. Verifique si hay algún signo de reparación deficiente, como espacios entre los paneles de la carrocería después del daño del choque.
  3. Comprueba el aceite. Para ello, levanta la varilla para ver si el nivel es correcto.
  4. El motor. Fíjate en el motor para ver si hay señales de fugas de aceite o agua, así como en las partes circundantes – y mira debajo del coche para ver si hay cualquier señal de fugas también.
  5. Prueba la radio. Además de todos los demás gadgets para asegurarse de que funcionen.
  6. ¡Enciende las luces! Compruebe que funcionan y que puede abrir y cerrar las ventanas fácilmente.
  7. ¿Es seguro? Vitalmente, ¿el coche parece estar en condiciones seguras de conducir? Confíe en su instinto – si los asientos están hundidos y el coche parece que está listo para el montón de chatarra, continúe su búsqueda en otro lugar.
  8. ¿Qué hay de los neumáticos? Revisa la banda de rodamiento y el inflado.

Deja un comentario